Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alcaldes del Bajo Cinca apoyan a los agricultores de fruta dulce
Agroalimentario

Alcaldes del Bajo Cinca apoyan a los agricultores de fruta dulce

jueves 03 de agosto de 2017

Reclaman precios justos para proteger la supervivencia del productor. La DGA solicita 20.000 toneladas de cupo para la retirada del mercado

Los alcaldes de la Comarca del Bajo Cinca acordaron ayer apoyar a los agricultores ante las dificultades existentes en la campaña del 2017, tras analizar la situación crítica del sector de la fruta dulce de hueso en una reunión.

En un comunicado de prensa remitido por la Comarca bajocinqueña, los alcaldes manifestaron su preocupación por la campaña de fruta 2017 y decidieron adoptar una serie de medidas de apoyo a este sector estratégico "que se ha visto agravado por unos precios por debajo del coste de producción".

Dentro de las medidas, los primeros ediles solicitaron "la toma de medidas extraordinarias de retirada, con carácter de urgencia, que garanticen y desbloqueen la campaña, garantizando unos precios justos que protejan la supervivencia del agricultor".

A su vez, instaron a las diferentes entidades a que "adopten medidas para regularizar el sector y evitar estas mismas situaciones en el plazo futuro".

Los primeros ediles del Bajo Cinca también solicitaron "establecer unos mecanismos para favorecer el control y el cumplimiento de las normas que protejan al agricultor impidiendo la venta a pérdidas y garantizando el control de la competencia de mercado". Los acuerdos de esta reunión serán trasladados tanto al Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón y al Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación del Gobierno de España (Mapama).

Los alcaldes recalcaron la importancia del sector del fruta dulce de hueso "dentro de las economías locales y comarcales en términos de creación de empleo de manera directa e indirecta, generadores de expectativas de futuro, con el doble objetivo de mantener y asentar la población en el territorio y, en especial, con la fijación de los jóvenes a través de la incorporación a la agricultura".

Por otro lado, el Departamento de Desarrollo Rural del Gobierno de Aragón ya ha solicitado al Mapama que pida nuevos cupos de retirada de fruto de hueso a la Comisión Europea.

El director general de Producción Agraria del departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, José María Salamero, explicó en una carta al director general de Producciones y Mercados Agrarios del Ministerio de Agricultura, Fernando Miranda, la situación de la campaña de la fruta dulce en Aragón.

En la misiva, Salamero le pide también que la transmita a la Comisión Europea y solicite al mismo tiempo una nueva asignación de cupos para la retirada de fruta del mercado en Aragón que el departamento y las organizaciones agrarias han fijado en 20.000 toneladas. Esta es la cantidad que Desarrollo Rural considera que incidiría directamente en la recuperación de precios.

"Las medidas excepcionales adoptadas para intentar paliar los efectos del veto ruso se han mostrado completamente insuficientes", indicó en el texto el director general aragonés, quien explica asimismo que el cupo de melocotón y nectarina asignado a España que restaba para el periodo agosto-septiembre se ha superado ampliamente el primer día.

"Este cupo tan solo cubre el 10 por ciento de las notificaciones recibidas desde el sector", aclaró, para señalar a continuación que este último se encuentra ante "una grave situación de crisis", ya que con las retiradas efectuadas "no se ha conseguido la recuperación de los precios a unos niveles adecuados que permitan a los productores afrontar los costes mínimos".

Precisamente el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, y el director general de Producción Agraria se reunieron el martes pasado con los representantes del sector y acordaron realizar esta petición de forma coordinada con Cataluña, por los intereses comunes que existen entre ambas comunidades y la similitud del estado de la campaña en ambas, recordaron fuentes del ejecutivo autónomo.

En ese encuentro, los responsables de la agricultura aragonesa informaron de que ya habían solicitado al ministerio la asignación de las 20.000 toneladas reservadas para la fruta de pepita a la de hueso, algo sobre lo que todavía no se ha tomado una determinación en Madrid.

Por otra parte, también hicieron hincapié en la necesidad de reforzar las estrategias de ordenación y concentración de la oferta a través de las organizaciones de productores, "algo en lo que todavía se puede mejorar mucho y que sería una solución más eficaz frente a este problema", añadieron.

Últimos audios